¿LATINOS VERDES?

José López Zamorano La Red Hispana
Photo Credit: La Red Hispana

En las encuestas, los latinos que vivimos en los Estados Unidos aparecemos como seres casi genéticamente inclinados hacia la conservación ambiental. Un sondeo realizado por la Universidad de Yale hace tres años se ha vuelto emblemático de nuestra disposición natural hacia la protección del medio ambiente.

Casi tres de cada cuatro latinos expresamos en esa encuesta no sólo nuestro deseo de que la sociedad, el gobierno y el sector privado hagan más para encarar el desafío que representa el calentamiento global, sino que manifestamos nuestra disposición a formar parte en campañas para actuar contra el cambio climático.

Pero realmente ¿qué tan verdes somos los latinos? La respuesta nos llega de la mano de una nueva campaña que visibiliza los esfuerzos de latinas y latinos de todos los sabores y edades, que tomaron la iniciativa de hacer algo por ellos mismos para proteger sus comunidades, fomentar el uso de tierras públicas y alentar el uso de energías limpias

Es decir, los latinos sí somos verdes, pero quizás no tan verdes como creemos o no tan verdes como podemos serlo.

La crisis del COVID-19 nos ha confirmado la influencia enorme que tiene la responsabilidad individual para incidir sobre los desenlaces de las políticas públicas. En otras palabras, nuestro granito de arena, casi imperceptible a nivel microscópico, hace la diferencia desde un punto de vista colectivo.

Como periodista he tenido la oportunidad de colaborar en esta campaña llamada atinadamente “Latino Verde.”

El título es ilustrativo y provocador. A cada uno de nosotros nos corresponde evaluar qué tan verdes somos y qué tan verdes podemos ser. Las historias personales de Latino Verde incluyen a modestos voluntarios, guerreros que dedican su tiempo libre a la defensa ambiental, pero

también las aventuras de profesionales que decidieron convertir su vocación en un proyecto profesional.

El mensaje es claro: si llevas en tus venas la pasión por el mundo natural, por la preservación y la conservación ¿por qué no convertirlo en algo más que un estilo de vida y quizás en una carrera profesional de alto impacto social y remunerada con la recompensa de saber que ayudando a moldear el futuro de la humanidad?

Sólo en Estados Unidos se proyecta la creación de 9 millones de empleos verdes por año en la próxima década en el sector del transporte limpios; así como 3.2 millones por año para expandir las energías renovables.

Quizás la crisis del COVID-19 y la recesión resultante, van a afectar esas proyecciones, pero precisamente la pandemia nos ha mostrado que nada es inevitable y que si hacemos algo positivo en el ámbito de nuestra compromiso personal, no hay ningún reto, ni el cambio climático, en el que no podamos hacer la diferencia.

Para más información visita www.laredhispana.com.

Categories
FeaturedOpinion

RELATED BY

  • COVID-19: How to return to school in the midst of the pandemic?

    Jenny Manrique Ethnic Media Services In East Orosi, a community of about 200 families in the Central Valley of California, children have been thinking for 10 years that water...
  • Europe braces for fresh wave of COVID cases

    Madrid, Spain – Several European countries have ramped up restrictions in a bid to contain rising coronavirus infections. Italy has extended its state of emergency, testing for returning travelers...
  • A SHOT IN THE FOOT

    An unanimous and fulminant reaction of rejection came from the main Latino defense organizations in the United States to the Trump administration’s decision to raise fees for immigration services...
  • UN TIRO EN EL PIE

    Unánime y fulminante fue la reacción de rechazo de las principales organizaciones de defensa de los latinos en Estados Unidos, a la decisión de la administración Trump de elevar las tarifas...

0