San Antonio, patrón de quienes buscan el amor

Vibras
Photo Credit: Wikipedia.org

Mario Jiménez Castillo

El Observador

San Antonio es conocido por ser el santo que se invoca cuando hemos perdido algo y deseamos recuperarlo, es uno de los santos que concede favores románticos y es considerado “el santo patrón de todos los enamorados”. En las últimas décadas se le ha conocido como el santo que protege de secuestros y todo tipo de agresiones físicas. Según palabras de San Ignacio de Loyola: “parece ser que el Creador le ha dado una potestad a cada santo para que obre milagros, pero a San Antonio se le han concedido diversas potestades ya que se tienen documentados un verdadero caudal de milagros realizados por él”. Algunas personas creen  erróneamente que poniendo una imagen del santo de cabeza, les ayudará a alcanzar milagros, esto es totalmente inapropiado, las imágenes  y las reliquias que representan a los santos deben ser maniobradas con veneración y sobre todo con mucho“respeto”.

La devoción a San Antonio de Padua data de muchos siglos atrás, es uno de los santos más venerados y populares en la comunidad católica hispana. Su fecha de celebración y homenaje es el 13 de junio. A él se han adjudicado millares de milagros por parte de los fieles que le invocan y solicitan su amparo con total devoción. Según la tradición popular, San Antonio, les ayuda a encontrar pareja a las personas solteras que desean tener una relación o llegar al matrimonio, especialmente a las mujeres, aunque muchos hombres dan testimonio de haber recibido favores similares.

Se cree que San Antonio nació en el año 1191 en Lisboa, Portugal. Desde temprana edad se interesó por el catecismo y los temas espirituales, se dice que realizaba curaciones de todo tipo, únicamente invocando el nombre de Dios. En 1208 entró al monasterio de los canónigos de San Agustín y se ordenó sacerdote en 1219. En 1220 vistiendo el hábito de la orden de los Franciscanos, desembarcó en Marruecos, pero en pocos días enfermó de gravedad y sus superiores decidieron repatriarlo. Tras sobrevivir un viaje tormentoso, San Antonio arribó a Sicilia, y fue durante ese período que conoció a San Francisco de Asís, con quien sostuvo una estrecha amistad. Hacia 1224, fue nombrado maestro de teología e impartió cátedra en Bolonia y Francia, al poco tiempo fungió como evangelizador en Rumania. En 1230 predicó ante el Papa y los cardenales quienes quedaron maravillados con la sabiduría y dulzura que reflejaba en su oratoria.

Siempre ayudó a los más humildes y se dedicaba a orientar a los jóvenes para que encontraran su verdadera vocación. Falleció el 13 de junio de 1231. Días después de su muerte, muchas personas acariciaron sus reliquias y su tumba y confesaron haber sido milagrosamente sanados de los males y enfermedades que les aquejaban. Fue canonizado al año siguiente por el Papa Gregorio IX. En 1946, el Papa Pío XII le declaró Doctor evangélico de la iglesia. Para pedir un favor a San Antonio, se le ofrendan veladoras color café los días 13 de cada mes y al mismo tiempo se ofrendan flores blancas en la iglesia durante la misma fecha y se finaliza rezando su novena durante 40 noches consecutivas. Si lo hace con fe, en menos de tres meses su favor será concedido.

Oración a San Antonio de Padua

Bendito San Antonio, santo de los milagros,

santo de la ayuda, preciso de ti un favor divino.

Llevo en mis manos una imagen con tu ilustre nombre,

e invoco tu presencia, para hacerme justicia en todo momento.

Consuélame en esta necesidad y concédeme tu noble ayuda

con toda confianza. Dios Todopoderoso, que la solemnidad

votiva de San Antonio, tu confesor y doctor, le dé alegría a

la iglesia. Que por su intercesión, estemos siempre protegidos

con tu asistencia celestial y asimismo alcemos amor y alegría

por toda la eternidad.

Amén.

Categories
Vibras

RELATED BY